El 85% de la composición del vino es agua, el resto es alcohol, azúcares residuales, minerales (calcio, potasio, magnesio, sodio), alguna vitamina B, y fenoles y polifenoles. Como bebida alcohólica, su abuso pone en riesgo la salud, pero el consumo moderado de vino también genera múltiples beneficios.

Ventajas del consumo moderado del vino

El consumo regular y moderado de vino reduce el riesgo de padecer úlceras pépticas (aunque su abuso lo aumenta), contribuye a prevenir ciertas formas de cáncer, enfermedades coronarias e incluso arterioesclerosis. Además, puede contribuir a estimular el sistema inmunológico.

Se sabe que ciertas sustancias relacionadas con los taninos (como los flavonoides) tienen propiedades antioxidantes, y otras (como resveratrol, quercetina…) pueden intervenir en la prevención de procesos de las enfermedades antes mencionadas. Además, los taninos contribuyen al control del colesterol y ayuda a limpiar las arterias.

Desventajas de beber vino

Aunque en su mayor parte el vino es agua, contiene un valor calórico que varía en función de la gradación alcohólica y el contenido en azúcares derivados del tipo de uva y el proceso de fermentación. Así, 100ml de vino tinto de mesa con 8-12 gramos de alcohol puro pueden aportar 77 kcal. Sin embargo, en función del azúcar residual pueden haber variaciones, de modo que una copa de 125ml de ciertos sauvignon blanc pueden llegar a las 80kcal, y 98 de las uvas tintas cabernet sauvignon, merlot o syrah pueden alcanzar las 98Kcal. En cuanto al cava, oscila en función del tipo, de modo que un brut se puede ir a las 83Kcal por copa de 125ml, mientras que la misma cantidad de cava dulce supera las 100kcal.

A su vez, cabe recordar que, como el vino es una bebida alcohólica. El alcohol es un agente deshidratante y, a su vez, su abuso de alcohol inhibe el ritmo respiratorio, la frecuencia cardíaca y los mecanismos de control en el cerebro, lo cual hace que el tiempo de reacción sea más prolongado, se reduce la capacidad de atención, se piensa más lento y afecta a la coordinación. Es por ello que, aún en pequeñas cantidades, reduce las habilidades a la hora de conducir.

¿Quieres cocinar? Visita nuestras recetas



Escrito por:uranda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s